No se puede aceptar cualquier trabajo.

En plena crisis, es muy fácil caer en la desesperación de aceptar cualquier cosa. A mí en dos meses me han pasado dos cosas bastante desagradables. La primera, fue trabajando en producción de informativos para un canal regional, donde me ofrecieron trabajar media jornada, cuando en un principio yo había firmado un contrato de jornada […]