Cómo ver Granada en una hora

Euskadiz
Euskadiz

Granada es del club del «Viva lo gratis» y no hay nada que me pueda dar mas alegría. Es verdad que las cervezas son un poco mas caras de lo normal, pero con dos cañas, se puede comer perfectamente. De todas formas, precisamente en nuestro video de Granada no hablaremos de las tapas, si no que haremos próximamente un video para mostrar el mejor bar de tapas de Granada. Ya os iremos contando…

El caso que nosotros empezamos nuestra visita a Granada empezando por el Generalife. Estuvimos paseando por sus jardines, tan bonitos… Era super fácil dejarse llevar por la imaginación, y pensar en cómo vivian allí. Yo me imaginaba perfectamente en el patio de la acequia al solecito, tomandome un té al solecito… Siempre me he sentido princesa…;)
Luego estuvimos en el patio de la sultana, donde contamos una leyenda super bonita. Bueno, super bonita tampoco podemos decir, porque fue una auténtica tragedia. Resulta que hubo una infidelidad, y el señor, al no saber quién se había acostado con su esposa la sultana, decidió que lo mejor era decapitar a todos los caballeros porque no sabía quien había sido el amante de su esposa. Dicen que durante un tiempo la fuente estuvo manchada de sangre. Tuvo que ser bastante desagradable. A mí me daba repelús solo pensarlo.
También entramos en el palacio de Carlos V, que la verdad lo ví bastante desubicado con el entorno. Pero bueno, como también me parece desubicado la iglesia que hay dentro de la mezquita de Córdoba, y no por ello me parece una obra maestra. Pero si que es verdad que todo el entorno musulman, con sus azulejos, labrados… Desentonaba bastante con el Palacio de Carlos V, o al reves, como se quiere ver. Yo me quedo con La Alhambra, por su puesto.
Lo que si me pareció una auténtica maravilla fueron los palacíos nazaríes. El patio de los arrayanes, el oratorio… Y allí descubrí que todas las paredes están decoradas con un texto » No hay mas vencedor que Alá». Es curioso que lo único que haya escrito tanto en horizontal, como en vertical sea ese texto, y si te lo dicen, se ve perfectamente. Os lo mostramos en el video, para aquellos que todavía no hayan podido ir todavía a La Alhambra.

Y por fin llegamos a lo que todos queríamos ver: El patio de los leones. Les veo cara de gato gordo egipcio. Siii sé que es una catetada decir esto, pero hay que reirse en esta vida, y sé lo importante que son estos leones, ya que los musulmanes normalmente no escenificaban escenas de animales o seres vivos, sino plantas, por ejemplo… De ahí la importancia de estos leones, pero claro, yo no puedo evitar que me haga gracia (con todo el respeto del mundo)
En el centro, está el corral del carbón es un sitio super importante porque es la alhóndiga mejor conservada de toda la peninsula, y además se puede imprimir los tikets para La Alhambra. Por cierto, para ir a La Alhambra hay que reservar si o si. Pero además de reservar, una vez que estás allí hay que hacer una cola interminable para recoger tu tiket. Así que es un gran acierto ir a esta alhondiga, mucho menos conocida, donde amablemente te imprimen los tikets y así puedes entrar en La Alhambra directamente. Y después de imprimir los tikets, que mejor que hacer que dar un paseo. Muy cerca de allí hay unas calles dignas de ver, porque aquellos que no hayais ido a Marruecos, podéis haceros una idea paseando por unas calles que parece que estás en el zoco de cualquier ciudad árabe. Estas calles están muy cerca de la catedral. Por cierto, en el video os explicamos una curiosidad sobre ella, que yo personalmente me quedé a cuadros. Me hubiese encantado conocer a ese campanero…;)
Pero después de tanto paseo, que mejor que tomarse un té en una de las agradables teterías que tiene Granada. Hay muchas, y por supuesto que se puede elegir. Nosotros estuvimos en la que dicen que fue la primera que se puso en Granada, por aquello de la novelería.
Y luego hay que ir al Albaicin para perderse. Paseo de los tristes, tenéis que ir al balcón tapiado que os contamos, a la calle del beso…Y al que consideramos el mejor mirador para ver Granada, el de la plazoleta de los Carvajales. Aaaaay tanto hablar de Granada, y ya me están entrando ganas de volver.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *