Cómo hacer gazpacho de Euskadiz

no hay verano sin gazpacho

Hay muchos tipos de gazpacho. Los hay de nesquick y de colacao, y también los hay de gazpacho y de salmorejo. Pero encima, dentro de los de gazpacho hay muchísimos grupos. Por eso, nosotros queremos aclarar que esta receta es la del gazpacho de Euskadiz. Los hay que les gusta incluso con trozos de manzana (cosa que personalmente no puedo entender)La receta para un buen gazpacho, es la siguiente:  (receta para dos personas)

  • Un kilo de tomates. Cuanto mas maduros y mas rojos mejor. Por eso cambia el color del gazpacho, porque a principios de verano el tomate no está tan maduro (es mas bien naranja), pero en pleno verano tenemos un gazpacho con un color anaranjado-rojizo exquisito. Lo bueno de esta receta, es que el tomate es un producto super barato en verano (y el resto del año también en realidad) y tenemos la suerte de ser un país en el que no nos falta. Solo tenéis que viajar un poquito (a Reino Unido mismo) para que os deis cuenta lo que cuesta un tomate. El caso, que nosotros en esta ocasión compramos los tomates-pera porque tienen menos pepitas, y nos gastamos la friolera de un euro el kilo.

 

  • Un pepino. El pepino también sirve para muchísimas cosas debido a sus grandes propiedades. Desde hacerte una mascarilla para la cara, ponértelo en los ojos, echarlo en la ensalada, o un trocito en el gazpacho. ¡Cuidado que es peligrosiiiisimo porque a mi «se me repite» toda la tarde si le echo demasiada cantidad! No le puedo echar ni siquiera la mitad, si no un trocito bien pequeño. Os voy a dejar el video aquí, para que veáis cuanta cantidad le echo, que no estoy exagerando. Así le doy el punto exacto.

 

  • Un trocito de cebolla. Normalmente la gente le echa una cebollita pequeña, pero yo soy mas partidaria de echar un trocito minúsculo. Lo suficiente para que sepa bien, ¡y no moleste en la digestión!

 

  • Un pimiento. El pimiento si que sienta bien incluso a los estómagos mas delicados. Yo le eché un pimiento bastante grande, porque da un sabor muy rico, y no todo va a ser en esta receta tomate, porque si no, se convertiría casi en un salmorejo.

 

  • Un ajito. Que sea muy pequeñito, y hay que quitarle el corazón. Con este truco, hace que se repita menos. Grabando el video además me acordé de un truco que utilizo bastante, así que si os sirve de ayuda, ¡perfecto!

 

  • Aceite (que sea aceite de oliva virgen extra como poco). No me gusta nada los aceites «amarillos» , y me encantan los verdes y cuanto mas oscuros, mejor. Los amarillos además que no saben a nada, seguro que tienen la mitad de propiedades con la de cosas artificiales que les tienen que poner. En este caso, yo no soy «viva lo gratis» y pago la calidad, porque si que considero que estoy pagando mi salud. Hace unos años me hice una analítica, y me salió que tenía el colesterol «bueno» bastante alto, y me dijo que eso podía ser de mi costumbre de desayunar una tostada con aceite por las mañanas.

 

  • Vinagre de vino. Los demas vinagres (módena, manzana…) estaran muy bien, pero seamos realistas, no saben a nada. El limón, tres cuartos de lo mismo, muy sano, pero no tiene sentido en esta receta.

 

  • Sal. No soy nada fan de echarle sal a las comidas en general, pero el gazpacho es que te lo pide. El tomate es una verdura bastante sosa, así que hay que echarle sal sin miedo.

 

  • Con cubitos de hielo si se va a tomar, queda perfecto, pero no nos pasamos porque si no tendría mucha cantidad de agua. Lo suficiente para no estropear la proporción pero que se tome frío, frío.

¡Viva el verano y viva el gazpacho! (Y por Dios no lo confundais con el salmorejo, que es pan con tomate, aceite, vinagre y sal. Se le echa además jamón y huevo cocido por encima, así no os confundiréis…)

 

 

Guardar

Guardar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *